2 lecciones que me enseñaron a RECIBIR

Desde que tengo memoria, recuerdo que me ha sido difícil aceptar regalos, o sea, recibir. Soy una persona algo penosa y hubo una época en que, si alguien tenía el detalle de obsequiarme algo, me sentía muy apenada y aunque agradecía el detalle, prefería que la gente no se tomara la molestia. Eso, yo lo veía como una molestia para el otro.

Quédatelo para ti

Cuando tenía alrededor de 19 años, estábamos en la fila de un supermercado, esperando para pagar. Yo había visto un libro muy lindo, que contenía un recopilado de reflexiones… la persona que me acompañaba, debió notar el detalle, pues sin que yo me diera cuenta, hasta el momento de estar en la caja, lo había comprado para mí. Yo me sorprendí, pero también moría de la pena… aquella persona, conociéndome, me hizo cara de que no dijera nada; yo intenté tomar el libro para dejarlo, pero no me dejó, yo insistía en que no era necesario y que en todo caso mejor conservara el libro para él. No dijo nada, pagó el libro, yo terminé mis compras y partimos.

Vi que él escribía algo en el libro… cuando me lo entregó, fue uno de los primeros detonantes que me hicieron darme cuenta de que debía cambiar algo en mi… en la última página hizo un sencillo dibujo, escribió unas bonitas palabras y al final puso algo como “prefiero ver una sonrisa de felicidad en tu cara al recibir esto, a escuchar quédatelo para ti”.
Con aquello entendí, que el recibir también es dar. Así como cuando nosotros hacemos un regalo, nos da una dicha interna el ver la alegría en el rostro de quien lo recibe o nos sentimos felices por poder hacer feliz a otro, el resto siente lo mismo cuando lo hace hacía con nosotros. Y tenemos mejores opciones que negarles esa bella posibilidad.

Esta experiencia me hizo cambiar mi percepción y empezar a trabajar en aceptar lo que el universo me manda. No importa el canal, si el Universo quiere darte algo, encuentra el medio para hacerlo llegar a ti. Y ¿quién soy yo para rechazar al universo?

El intercambio

Hace unos años recibí una llamada de alguien que estaba interesado en recibir una sesión de Reiki. Acordamos el encuentro y llego el día; la sesión fluyó de manera muy armónica y al final le recomendé a la persona agendar una nueva sesión para días próximos. Aquella persona, entre otras múltiples ocupaciones, era masajista. Yo nunca en mi vida había recibido un masaje, pero siempre había tenido ganas de hacerlo.

En la siguiente sesión, esta persona llegó con su cama de masaje, aceites y toda la cosa. Hicimos su sesión de reiki y al final me dijo, que deseaba regalarme la experiencia de mi primer masaje. Encantada acepté y procedimos a los minutos más relajantes de mi vida entera, hahaha, de verdad no exagero… fue un maravilloso masaje y al final me sentía completamente fascinada.

Él empezó a recoger sus cosas y aquí vino el problema… ¡pretendió pagarme por la sesión de reiki! Cosa que me parecía descabellada, pues su masaje acababa de ser un maravilloso y más que suficiente pago para mí, además de que yo no solía cobrar por esas sesiones, pues en mi interior no es algo que me nazca hacer. Aun así, era curiosa la escena del masajista tratando de darme dinero y yo a toda costa intentando rechazarlo.

Pero entonces, como decimos coloquialmente “me cayó el veinte” de que estaba yo interrumpiendo un flujo de abundancia, de un bien que el universo quería darme, pero igualmente, yo sentía que debía entregarlo a mi amigo. En fin, que en ese momento “me iluminé” y supe lo que debía hacer.

Acepté el dinero, le agradecí profundamente a la persona por su gesto e inmediatamente después le entregué el mismo billete, agradeciendo por su servicio. Ambos reímos y la tarde terminó con un fraternal abrazo. Comprendimos que aquello era un intercambio justo y que ninguno debía rechazar el flujo y movimiento de dinero que se estaba dando.

El universo, dicen, no tiene sentido del humor, así que, si tú le dices NO, pues es no, esta persona no quiere recibir el dinero que le envío. Pero si le dices SÍ y feliz decides moverlo de inmediato, el universo sabe que estas abierto a aceptar la abundancia que tiene para ti.

Ha sido y sigue siendo, un trabajo constante el aceptarme como un ser abundante y próspero. Pero creo que he avanzado mucho en el camino. Gracias a experiencias como las que te acabo de compartir y a trabajar con recursos como el curso de abundancia en 22 días, he ido logrando cambiar algunas formas en mí y abrirme a la prosperidad y abundancia, que hoy reconozco como mi naturaleza y derecho divino.

El universo es abundante, tiene más que suficiente y hasta de sobra para cubrir cada una de nuestras necesidades; pero trabajar nuestras creencias limitantes y bloqueos, puede ser todo un reto. Te invito a que abras los ojos y el corazón, a darte cuenta de los patrones que están bloqueando este flujo en ti y no te permiten manifestarlo de manera natural en tu vida. Cuando estas alerta y consciente, descubres en pequeños detalles o vivencias, como las que te acabó de compartir, las áreas de oportunidad que tienes para mejorar.

No voy a decir que el trabajo ha terminado y he erradicado todos mis bloqueos, pero si me siento orgullosa de darme cuenta lo que he avanzado. Hoy en día me es mucho más sencillo RECIBIR y he aprendido que, así como me encanta DAR, la misma dicha debo permitir a otros que de corazón deciden hacerlo conmigo. Es un flujo de la misma energía, moviéndose en ambas direcciones. Y si el Universo decide que soy merecedora de algo, incluso antes de que yo misma lo sienta así, le agradezco de corazón y lo dejo fluir hacia mi vida. Y el Universo debe ahora saber que estoy más abierta a recibir sus bendiciones, pues entre más acepto, me he dado cuenta, que más llega.

Por eso te invito a abrirte a la abundancia, acepta lo bueno que llega a tu vida, sin miedos, ni bloqueos, ni limitaciones. RECIBE pues tú también estas dando al recibir. Veras que entre más aceptas esto como tu realidad, más cosas buenas llegan a ti.

Si te has identificado con algo de lo anterior y sientes que es momento de empezar a trabajar, te recomiendo estos 3 recursos, que a mí me han ayudado mucho:



Espero te sean tan útiles como lo han sido para mi... y a seguir trabajando por nuestra prosperidad y abundancia :D

¡Luz y Amor!

10 comentarios...escribe el tuyo!

  1. hola lei tu historia y me encanto, muchas gracias por compartirlo a los que siguen esta pagina, la primera historia en el supermercado fue genial :D lo que te escribió en el libro :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por leerla Enzo , que bueno que te haya gustado :D... y si, esas palabras marcaron mi vida... a partir de ese momento empece a trabajar en algunos comportamientos mios y aprendi muchisimo... tal vez para esa persona, haya sido un simple regalo, pero para mi, fue un cambio de paradigma que me acompaña hasta ahora... todo por unas cuantas palabras :)

      Eliminar
    2. Me encantaría consultarte sobre algunas cosas. puedo enviarte un correo verdad :D

      Eliminar
    3. Claro que si, Enzo... puedes escribirnos a través del formulario de contacto (http://www.esenciadelser.com/p/contacto.html) y a la brevedad te contesto... :)
      Luz y Amor...

      Eliminar
    4. Muchas gracias!!!!! que hermoso espejo para mi. Bendiciones

      Eliminar
    5. Gracias a ti por tu visita y comentario... Bendiciones multiplicadas de regreso para ti... :)

      Eliminar
  2. Maravillosa lección de vida Gracias por compartirla,me cayo como anillo al dedo!Lluvia de Bendiciones Corazones dLuz!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu visita y tu comentario chiquinquira.... :D
      ¡Luz y Amor infinitos para ti!

      Eliminar
  3. Muchas gracias por compartir tus experiencias y ayudarnos a seguir este camino de crecimiento hacia la abundancia y el regreso a casa. He querido descargar algunos de los recursos que compartes pero cuando doy clik para descargar me redirecciona a una pag de comprame.com. gracias por tus orientaciones. Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Omesia! Mil gracias por tu visita y comentario.

      Te comento que hemos estado trabajando en las descargas en estos días, tal vez coincidió esto con tu intento de descarga... ya la mayoría de los enlaces están funcionando correctamente, por si gustas intentar de nuevo.... si aun así encuentras algún recurso que te da problema, por favor escríbenos a través del formulario de contacto (http://www.esenciadelser.com/p/contacto.html) mencionando el material que quieres y te lo hacemos llegar...

      Luz y Amor :D

      Eliminar

Lo + leído esta semana